Llámanos D.F. 55-57-40-00 o del Interior de la República Mexicana al 01-800-400-1300

Halloween: Seguro y divertido

 

bebé, disfraz, halloween, mamá, cuidado, octubre

 

De brujita, de catarina, de calabacita… lo más divertido de esta celebración son los disfraces y, la mamá de Mariana lo sabe, por eso está emocionada en elegir uno para el que será el primer Halloween de su nena. Pero antes del festejo, hay que tomar en cuenta ciertas consideraciones tanto en la compra o confección del disfraz como en los dulces que tu pequeño puede consumir. 
Mariana acaba de cumplir un año de edad y aún está en la etapa en que quiere descubrir las cosas con sus manos, pero principalmente con su boquita, por lo que su mami busca un disfraz que no tenga piezas pequeñas que se puedan desprender y se las lleve a la boca, ni muy grandes con las que se pueda lastimar. La Academia Americana de Pediatría (AAP) emite éstas y otras recomendaciones para esta fecha. Entre los consejos se encuentran:

 

  • Disfraces que sean brillantes y reflejantes. Dado que la celebración es en la noche, lo más recomendables es adquirir disfraces con colores que sean fáciles de distinguir o en su defecto, añadir cintas o tiras reflejantes.

 

  • A la medida. Tanto el calzado como el disfraz deben ser de la talla de tu hijo para evitar tropiezos o enredos.

 

  • Evita las máscaras. Los niños pequeños no deben usar máscaras, ya que les limita la vista y la respiración, en su lugar usa maquillaje no tóxico o pequeños sombreros decorativos que no les tapen los ojitos.

Si el disfraz ya está listo, el siguiente paso es tomar en cuenta ciertos consejos para ir a pedir Halloween. Un papá o un adulto siempre deben acompañar a los niños de corta edad. Si los niños mayores van a ir solos, es necesario planear una ruta aceptable, establecer un horario para regresar a casa, recordarles que permanezcan en grupo y que sólo anden por calles bien iluminadas y que caminen por la banqueta. 

 

  • Los dulces

La AAP también aconseja que antes de que los niños vayan a pedir Halloween, ingieran una dieta balanceada, para que después no quieran sólo comer los dulces que reciban y esperar hasta llegar a casa para clasificar los dulces y obsequios, con la finalidad de revisarlos y clasificarlos y, si alguno está sucio, abierto o sospechoso, desecharlo.

"Después del año de edad, los niños pueden comer caramelos y chocolates, pero siempre en porciones adecuadas y cuidando que el resto de su alimentación sea equilibrada y variada", aconseja la nutrióloga Alina García. Tampoco es bueno prohibirles los dulces, pero no deben consumirlos todos los días, puede ser una o dos veces a la semana. 

Los pequeños de 12 meses de edad apenas están empezando a probar los alimentos, están aprendiendo a masticar, a controlar los alimentos en su boca y a usar la cuchara, por lo que los dulces que ingieran tienen que ser de acuerdo a su edad; no darles caramelos pequeños y mamá o papá deben estar con ellos. "Los papás también pueden dar otro tipo de snaks en Halloween, que sean más saludables, como galletitas especializada para los niños o algo de fruta", finaliza la especialista. 

Ahora sí, con estas sencillas medidas de precaución, pon manos a la obra y prepara todo lo necesario para que el festejo sea increíble experiencia. Te garantizamos que tanto los pequeños que disfrutarán de su primera Noche de Brujas como los mayorcitos que ya conocen la emoción de este día, se divertirán a lo grande. ¡Feliz Halloween!

 

Comparte en

 

¿Qué opinas de esta información?

 

COMPARTE TU OPINIÓN CON CLUB HUGGIES®

 

REGÍSTRATE

Únete a Club Huggies® y obtén las mejores promociones y tips antes que nadie. Ingresa a contenido y aplicaciones exclusivas.



o
Con tu correo electrónico
VIDEOS CLUB HUGGIES®

HUGGIES® RESUELVE TUS DUDAS


No te pierdas nuestros videos con los mejores consejos y respuestas de expertos.

VER MÁS VIDEOS

 

PROMOCIONES