Llámanos D.F. 55-57-40-00 o del Interior de la República Mexicana al 01-800-400-1300

Embarazo después de los 35.

 

embarazo, consejos, vida, mamá

 

Posponer la maternidad trae consigo pros y contras. Hoy en día las mujeres prefieren esperar para ser madres porque buscan la superación personal y laboral, además de una estabilidad económica que les permita solventar los gastos de tener un bebé. Pero aunque no nos demos cuenta, todas las mujeres tenemos un reloj biológico que no se detiene, por lo que Martha ha comenzado a preocuparse. Se casó a los 31 años y a sus ahora 35, está decidida a embarazarse.

Desde hace cinco meses lo ha estado intentando, sin obtener éxito. ¿A qué se debe? “A partir de la segunda mitad de la década de los 30’s se registra el más brusco descenso en la fertilidad femenina, por lo que hay una gran diferencia entre embarazarse al inicio que casi rondando los 40 años”, explica en Dr. Enrique Garay, ginecoobstetra. De hecho los especialistas recomiendan que si no se logra concebir después de un año de intentarlo y de no usar ningún método anticonceptivo, es el momento de buscar ayuda.

Otra posible desventaja de ser mamá a esta edad es la energía física, la cual tal vez ya no sea como antes y necesites que alguien cercano te ayude una vez que hayas dado a luz y durante los primeros años de tu pequeño ya que él querrá andar de arriba para abajo. También debes tomar en cuenta las siestas regulares durante el embarazo; son una excelente opción para recuperarte.

Pero no todo es desventaja, hay muchas otras cosas que tienes a tu favor como la estabilidad. Se supone que a partir de los treinta, las mujeres tendemos a ser más estables en las relaciones de pareja, lo que favorece a la maternidad. A esta edad es muy probable que, como Martha, tengas muchas amigas y conocidas que sean mamás y que gustosas te compartirán sus experiencias y consejos. Los cuales son de gran ayuda, sobre todo para las primerizas.   

De tal manera que la idea de ser mamá ya no suena tan descabellada como cuando tenías 20 y ahora tienes la posibilidad de hacer una pausa en tu vida laboral para darle paso a la maternidad. Si cuentas con un trabajo estable, puedes regresar al mismo puesto después de la "incapacidad", pero si no es tan sólido, es posible darte el permiso de dedicarte de tiempo completo a tu nuevo oficio: ser mamá, y después regresar al medio laboral. A los 35, los ingresos económicos facilitan hacer crecer la familia, lo que hace que te sientas más segura en este sentido, sobre todo si estás pagando una casa o si ya terminaste de pagar tu coche.

En esta edad cuentas con mayor información sobre todo lo relacionado con el embarazo, ya sea porque tú misma la has buscado o porque personas cercanas te han compartido sus vivencias, lo que te permitirá tomar mejores decisiones y ser más consciente de los cuidados que debes tener en esta etapa. Sólo toma en cuenta que con el pasar de los años los riesgos de un aborto espontáneo o de un bebé con síndrome de Down y otras anomalías congénitas aumentan, por lo que es muy importante realizarse los estudios de rutina como la amniocentesis y el análisis de vellosidades coriónicas, entre otras pruebas más detalladas que seguramente tu médico te recomendará.

 

Comparte en

 

¿Qué opinas de esta información?

 

COMPARTE TU OPINIÓN CON CLUB HUGGIES®

 

REGÍSTRATE

Únete a Club Huggies® y obtén las mejores promociones y tips antes que nadie. Ingresa a contenido y aplicaciones exclusivas.



o
Con tu correo electrónico
VIDEOS CLUB HUGGIES®

HUGGIES® RESUELVE TUS DUDAS


No te pierdas nuestros videos con los mejores consejos y respuestas de expertos.

VER MÁS VIDEOS

 

PROMOCIONES